Preguntas Frecuentes2020-07-06T08:13:35+00:00

Preguntas Frecuentes

Tu cuerpo es tu compañero de vida. Cuídalo, escúchalo, atiéndelo

¿Qué diferencia hay entre la osteopatía y la fisioterapia?2020-09-05T18:11:00+00:00

La osteopatía es un conjunto de técnicas manuales para mejorar la estructura y función de cada parte del cuerpo. Atiende de forma holística (global) buscando las disfunciones somáticas que provocan molestias para poder aliviarlas.

La fisioterapia, en cambio, es una disciplina sanitaria enfocada a la rehabilitación con la ayuda de máquinas, manualmente y otros medios físicos, centrada en el diagnóstico médico previo.

En España, está pendiente de regularse como disciplina independiente de la fisioterapia aunque la OMS ya lo ha solicitado y el Parlamento Europeo instó a los Estados miembros a su reconocimiento. Un cambio necesario que resolvería el vacío en torno a la formación osteopática (Resolución Lannoye Collins 1997).

 

¿Puedo mejorar el estrés con la osteopatía?2020-09-14T19:55:17+00:00

Sí, existen muchas técnicas  dentro de  la osteopatía que favorecen la relajación del sistema nervioso y que contribuirán a que el cuerpo mejore. Hay muchas investigaciones al respecto: el cuerpo se reorganiza en fases de reposo y sueño. Así que, utilizando las técnicas craneales adecuadas, ayudaremos a que el cuerpo encuentre su proceso autocurativo.  No hay que olvidar otros factores externos que habrá que cambiar.

¿Se realiza un diagnóstico en osteopatía?2020-09-14T20:02:24+00:00

No, aquí hablamos de valoración osteopática, ya que el diagnóstico es un término asociado a la medicina. Lo que sí hacemos es una observación del cuerpo, pruebas de movilidad y valoración de tejidos musculares para ver qué alteraciones en la movilidad presenta y aplicar las técnicas más adecuadas.

¿Puede la osteopatía complementar un tratamiento médico?2020-09-05T18:29:39+00:00

Sí, siempre que no existan contraindicaciones. En el caso de esta disciplina son pocas, pero hay que sopesarlas siempre. Es importante recalcar que las técnicas manuales que aplicamos no sustituyen ni excluyen la atención o el tratamiento médico o farmacológico convencional. En la mayoría de los casos, es un método manual complementario y de mucha ayuda al tratamiento médico.

¿Existen contraindicaciones?2020-09-05T18:31:53+00:00

Sí, algunas absolutas (aunque muy raras) y otras relativas. En principio, no se debe atender a nadie que tenga fiebre, procesos inflamatorios agudos, fracturas, patologías médicas graves o primer trimestre de embarazo. En el caso de que el paciente se encuentre en un tratamiento médico grave, solo debe tratarse con la autorización del médico.

¿Deben ser dolorosas las sesiones para ser eficaces?2020-09-05T18:39:19+00:00

No, el dolor es una señal de alarma de que algo no va bien en el cuerpo. Existe la creencia de que “si un masajista aprieta mucho y duele, el resultado es mejor”. Lo cierto es que el dolor provoca un estrés al cuerpo y la mente que reacciona protegiéndose e incluso dañando otros músculos cercanos. Todo esto nos aleja de nuestro objetivo que es el equilibrio y bienestar corporal.

¿Existe un límite de edad para acudir al osteópata? ¿Es recomendable para niños?2020-09-05T18:41:27+00:00

Como decía, esta disciplina manual apenas tiene contraindicaciones. Cualquier persona puede recibirla y las técnicas se adecuarán a la edad, el nivel físico del cliente y a sus factores psicosociales. Por poner un ejemplo, una sesión para un niño tendrá una especial suavidad en comparación con la que se realice a un adulto o un asiduo deportista.

¿En qué se basa la osteopatía?2020-09-14T20:13:02+00:00

El movimiento del cuerpo y sus estructuras es tridimensional. Cada parte tiene un movimiento propio y armónico para que funcione correctamente. En general, cuando hablamos de alteraciones en la movilidad nos referimos a que la zona afectada no mueve en una o varias de las direcciones, modificando por tanto su función y dando una respuesta dolorosa. También podría ser que se sobrepase un movimiento anatómico produciendo un daño en dicha parte y en otras. Por ejemplo, unas costillas que se mueven correctamente al inspirar pero que no en el movimiento contrario, afectaría a los músculos intercostales, diafragma y a la función propia de la respiración.

El objeto de la osteopatía es trabajar esos desequilibrios somáticos para que toda parte del cuerpo mueva bien, ya sea una rodilla, un intestino o un músculo. Así es como aporta bienestar esta terapia natural.

Reserva tu cita

Ir a Arriba